Educar a un bebé que muerde: reacción al primer mordisco

TuEducadora / Blog / Educar a un bebé que muerde: reacción al primer mordisco

Morder como manera de arreglar un problema es una conducta que adoptan muchos niños; en ocasiones, los niños saben que morder no está bien, pero desconocen qué conducta es la adecuada para conseguir lo que quieren.

Comprender por qué lo hacen es la clave para combatirlo ya que no todos muerden porque sientan ira; muchos lo hacen simplemente para mostrar sus emociones sin entender el dolor que causan a otros niños. En TuEducadora quiero que comprendas qué le ocurre a tu hijo y para ello te doy una guía para educar a un bebé que muerde.

¿Por qué muerden los niños?

Los niños, como decíamos antes, muerden por diversos motivos y es primordial para acabar con estas conductas que lo comprendas. Primeramente, hay que saber que tienes que servir a los niños de ejemplo y mostrar en la medida de lo posible formas de relacionarse y de expresar lo que sienten.

Bebé mordiendo a su madre

Algunas circunstancias en las que los niños muerden son:

  • Expresar emociones: los peques pueden morder para expresar amor de la manera más intensa; también lo hacen para mostrar su enfado o descontento. Diagnosticar cuál es el caso es imprescindible.
  • Experimentar: comprender su cuerpo será un camino largo y esta experimentación a través de su cuerpo será una manera de hacerlo.
  • Dentición: sí, cuando les salen los dientes los bebés tienen una etapa donde muerden todo y a todos para paliar el dolor; su primera inercia será llevarse algo a la boca y esto derivará en los mordiscos.
  • Defensa: cuando un niño se sienta con miedo o amenazado estará nervioso y morderá.
  • Control: esto es algo que no suele ocurrir, pero hay niños que muerden como mecanismo para hacer que otros hagan lo que ellos quiere. En general, lo hacen de forma incosciente.
Educa en casa

¿Te gustaría tener la ayuda de una educadora en tu casa?

¿Quieres una guía para educar a tu peque? ¿Tienes dudas de si lo estás haciendo bien? Puedo ayudarte a educar de la mejor manera posible a tu niño. ¿Te apuntas?

Pide ahora mismo tu código de invitación a TuEducadora -> LO QUIERO

¿Se pueden prevenir las mordeduras?

Sí, los niños en un ambiente tranquilo donde se sienten queridos y en conexión con su entorno no muerden. Por eso, crear este ambiente será el primer paso para favorecer el desarrollo de sentimientos de paz.

Esto no es todo, evidentemente, los niños con estas circunstancias también pueden morder para llamar la atención. Lo ideal para estos casos es ofrecerle estímulos y juegos educativos con los que se les distraiga.

¿A qué edad empiezan a morder?

Los cambios en su vida son duros; por eso, el inicio en la guardería o en el curso escolar suele ser un desencadenante de esta conducta. Por eso, entre 1 y 2 años es la edad en la que los niños empiezan a adoptar este comportamiento.

También se puede prolongar o aparecer tardíamente, pero lo normal es esto.

Corregir al niño que muerde

Lo mejor para corregir este comportamientos es separar a los dos niños que hayan tenido este problema; después, tras un momento de calma, se les explicará a ambos que eso no está bien. Si la capacidad de tus hijos es limitada tendrás que explicárselo de manera que lo entienda para que este comportamiento no vuelva a repetirse.

Tu conducta como padre ante los mordiscos de los niños

Es importante que, ante algo que no está bien, tu hijo vea que que hay una reacción. Para eso, es importante que tanto padres como educadores intervengan y, sobre todo, que no le den lecciones opuestas al niño; la coordinación en estos casos es más que imprescindible.

Siempre hay que transmitirle que lo que acaba de hacer no está bien y ser firme y claro en su reprimenda pero, a su vez, darle formas distintas de actuar. En caso de que en otra ocasión lo haga bien hay que premiarle por ello.

Qué hacer para que no muerda

A continuación te dejo unas pautas para enseñar a tu hijo a no morder. Si con esto no es suficiente, escríbeme y juntos desarrollaremos un plan de acción para educar a un bebé que muerde.

  • Enséñale que está mal y que a él no le gustaría que se lo hiciesen.
  • Explícale, por ejemplo con juegos para las emociones, que hay otras maneras de hacer las cosas.
  • Mantén siempre la calma y establece unos límites.

Niñas peleandose

Límites al niño que muerde

Como te digo, es imprescindible que el niño tenga unos límites, por su bien y por el bien de su correcta adaptación al cole y a la sociedad.

Para ello, explicarle siempre a su altura que no se puede hacer daño será una fórmula muy efectiva. Después, tienes que dejarle un tiempo de reflexión donde piense en por qué lo ha hecho y decirle que si sigue con ese comportamiento otros niños no querrán jugar con él.

Solicita tu CÓDIGO DE INVITACIÓN GRATIS

Desde TuEducadora tratamos de ayudarte a educar a tu peque sin necesidad de ir a la escuela infantil. TuEducadora está liderado por Marta López, educadora infantil con más de 10 años de trayectoria profesional, trabajando en diferentes escuelas infantiles así como educando a niños en sus casas con diferentes proyectos educativos.

¡Comenta lo que quieras!

Tu email no será publicado.